LA PUERTA DE LOS TRES CERROJOS . SONIA FERNÁNDEZ-VIDAL


Autor:  Sonia Fernández-Vidal
Editorial: Océano
Año: 2013
Género: Ficción Juvenil.
Colección: Gran Travesía

Comienza a leer este libro aquí

Al reverso:  Niko no se imagina las consecuencias que le traerá no seguir el camino que cada día recorre para llegar a la escuela. Atraído por el misterio de una casa que nunca antes había visto, se adentrará en ella y se verá inmerso en un extraño universo. 


Dentro del mundo cuántico ocurren cosas sorprendentes, desde una guerra entre la materia y la antimateria a las desapariciones del gato de Schrödinger, pasando por un taller de relojería donde se pone a prueba la relatividad del tiempo. 

En esta aventura inesperada, Niko tiene la misión de devolver el equilibrio, ahora en peligro, entre su mundo y el universo cuántico que acaba de descubrir.


"En esta novela, Sonia mezcla, por primera vez, fantasía y física cuántica; y que la ciencia sea accesible y atractiva para todos los lectores."
Dr. Muhammad Yunus

Premio Nobel de la Paz

"Gracias a la imaginación de Sonia, no hay excusas para no sumergirse en el asombroso mundo de la física cuántica."
Dr. Raymond Kurzweil
Científico, inventor, escritor, empresario y músico.

Sonia Fernández-Vidal nació en Barcelona en 1978. Se doctoró en Física, en el campo de la Información y Óptica Cuántica por la Universidad Autónoma de Barcelona. Ha trabajado y colaborado en el Centro Europeo de Investigación Nuclear, en el Laboratorio Nacional de Los Álamos y en el Instituto de Ciencias Fotónicas.

“Deseo acercar la física cuántica a todo el mundo desde la fantasía, desde la magia, desde la visión del niño que todos llevamos dentro.”
Sonia Fernández

“La puerta de los tres cerrojos es una aventura mágica para grandes y pequeños. ¡Léela y descubre los misterios del universo!”
 Ken Blanchard- The One Minute Manager




En una calle cualquiera, en una casa casi cual sea ocurre esta fascinante historia sobre física cuántica. Jamás lo has notado pero posiblemente una y otra vez todos los días, desde que te levantas,  hasta que te vuelves a acostar sueles hacer las mismas cosas, en los mismos momentos en un tiempo parecido. Pero, ¿y si cambiaras de rutina? Una sencilla variante que decide Niko para ir a la escuela, justo por el camino contrario al que solía recorrer. Una casa misteriosa, un momento cuántico esparcido por la galaxia. Niko se encuentra frente a La Puerta de los Tres Cerrojos, un enigma para entrar una infinidad de posibilidades. Una voz, la curiosa, lo anima a entrar y a resolver el rompecabezas de la entrada. Dimensión infinita llena de placer científico. Un mundo cuántico encerrado en una casa. 

Muchas veces al hablar de divulgación científica suele ir de lleno a la cuestión de la diversión, de la practicidad, de la parte lúdica para poder llevar la ciencia a cualquier lugar, Sonia Fernández-Vidal lo hace de una forma fantástica. Sin siquiera tener que señalar que se trata de ciencia, de divulgar, sin prejuicios, sin fórmulas, como lo que es, un acontecimiento fantástico que ocurre a nuestro alrededor cada que decidimos mirar. Muchas veces, tres cerrojos o más nos impiden el paso. Aun así, Sonia nos lleva, en un flujo constante, a través de Niko por los más profundos rincones de la casa junto con personajes inigualables, muy cómicos que rápido podrás identificar con algún maestro, tu hermano o hasta tu mejor amigo. Solemos pensar que la ciencia es algo complicado que sólo algunos pueden entender, como pensar en el sobre valorado personaje de la bata de laboratorio, el imposible maestro que encuentra todo fascinante, pero Sonia, a través de el Maestro Zen-O, el impaciente Eldwen y Q, la hada cuántica, es que la vida deslumbra su alrededor y la ciencia brota con una naturalidad impresionante.

Estar al rededor de físicos por un largo tiempo,  digo que sí, están locos. Son tan alegres, lo más ínfimo les sorprende como el más alejado desconocimiento. Y cuando los escuchas hablar, pelear y tratar de explicar las teorías más complejas es cuando te sientes tan cerca, y no es para menos, es algo con lo que estamos conviviendo todos los días, a todas horas y Sonia a través de su libro, La Puerta de los Tres Cerrojos lo hace evidente con una naturalidad, con una pasión por la física que te contagia. Que expone con tanta claridad el origen de la materia, la velocidad de la luz, los saltos cuánticos, las partículas creadoras de universos y acompañado de cómicas ilustraciones, es que lees en una sola pasada esta novela. Te empuja, te jala a seguir leyendo, a investigar más, a preguntar al navegador en internet a preguntarse lo más elemental. Descubrir nuestra cercanía con todo, nuestra relación con el universo desde tu propia habitación. 

Sorpresa al arrancar la lectura y encontrarme con una novela sobre física cuántica, sobre divulgación, sobre textos para jóvenes, y no tanto, para hacer claras las preguntas elementales, ¿por qué? ¿cómo?, un ejemplo sorprendente sobre divulgación que nadie quiere si quiera hablar de ello, que piensan tan alejados como creen es el arte de la ciencia y que sólo los actos más convencionales cargados de academia pueden ser válidos. Sonia Fernández-Vidal nos da posibilidades cuánticas para compartir la ciencia, el fomento a la lectura y sobre todo hablar de nosotros y de nuestro origen con una naturalidad y un goce que contagia. 



Post a Comment

Popular Posts