BALÄM


BALÄM
Vindria         

Todo es Jaguar. Aunque la inteligencia más sutil vacile en aceptarlo.
El Universo inicia con una chispa en la oscuridad. El brillo del  Jaguar en la noche que provee de vida. Leyendas, mitos e historias del pasado narran el origen de todo, de todos. El primero de nosotros, nosotros en todo, nosotros en uno. Todos somos Jaguar.

El primero de todo.  Conocimos el silenció cuando se rompió al primer paso del Jaguar. Asustado de su propio andar aprendió a moverse en silencio en la oscuridad.  De pronto, un vacío lo envolvió. Atemorizado, de sus entrañas un espasmo. Rugió tan fuerte  para echarlo fuera que el eco lo alcanzó por detrás y echó a correr. Viajaba  tan rápido que la  piel comenzó a motear. Brillaban pequeñas bolas de fuego que ascendían a su paso. El viento apareció. Se regaron las esferas brillantes por todo el universo. Las estrellas y El jaguar,  ya no estaba tan solo.
De pronto,  agacha el cuerpo y atento al horizonte una sombra asomaba bajo las estrellas. Se reconoció en la sombra. Algo muy familiar.  El eco regresaba. Echó a correr tras el y la pálidasombra en sentido opuesto. No tardó la silueta en perseguir al Jaguar, hasta que  en un retroceso, se encontraron las miradas. Fricción. Se encendió la fogata que trajo el calor.

-Tú eres yo,  tú eres Jaguar.-
La sombra sólo sonorizó con una u sostenida y alargada. – Balum -

La pálidasombra corrió hacia el Jaguar. La aceptó. Una estela luminosa encandecía frente al Jaguar, frente a ellos. El primero de todos. El Jaguar y la sombra en el primer hombre arropado con un manto estelar inmerso en lo más profundo del corazón. Mi espíritu Jaguar, mi esencia humana. La conciliación con la naturaleza. La hermandad que nos une. Dime Jaguar cómo mirar en la oscuridad. El primer hombre echó a andar.
Misterioso. Profundo, cargado de un vacío. Sostiene el firmamento y echó el tiempo a andar.  Guardián de la oscuridad terrestre, ritmo de la noche.  El hombre el felino.  El Jaguar en todo. El Maestro. La historia de mi abuelo, de uno muy lejano,  de uno que nunca conocí, de quien no recuerdo su nombre.

Mi espíritu humano aun está a tiempo de ser rescatado.  La conciliación con la naturaleza.

-Dime Jaguar cómo mirar en la oscuridad.-
Post a Comment

Popular Posts